Remedio infalible para la mente

 

 

 

Remedio infalible para la mente

 

Por Sharon M Koenig

 

No eres la voz en tu mente, pero la mente puede invadir tu verdadero ser y engañarte con sus miedos, provocados por la repetición de un problema y el dar vueltas sobre el mismo tema una y otra vez. Si te despiertas varias veces durante la noche con uno de sus episodios (la mente),  sólo terminarás sintiéndote desgastado en la mañana.

 

El primer paso es identificar la voz del miedo, el cual inmediatamente se desarma al observarlo. Es cómo un ladrón que sabe que se le está observando en su fechoría, eventualmente huirá.

 

La repetición de una palabra, oración o afirmación positiva es un arma poderosa contra una mente en descontrol, que es cómo un niño en medio de una rabieta cuando no obtiene lo que quiere.

 

Encuentro que la meditación pasiva es sumamente difícil cuando estás con una mente en este estado; ya que se necesita de una poderosa voluntad para no seguir el tren del pensamiento fuera de control; pero existe otra manera…

 

Mi secreto es simple pero poderoso. Escoge un grupo de oraciones , afirmaciones o  palabras afines a tu religión. Fíjate que no las escojo por ti porque cada cual tiene sus propios elementos y símbolos familiares para hablar con su Dios. En mi caso utilizo El Padre Nuestro, la versión del libro (arriba en el enlace del Blog “PARA TI”), que es en primera persona y enfatiza la voluntad de Dios y el perdón. Luego tomo un rosario y hago la oración por cada cuenta, añadiendo las oraciones de María, hasta terminarlo o quedarme dormida. También puedes hacer el rosario normal. Al despertar, una profunda paz siempre me acompaña.

 

Si eres protestante puedes utilizar un simple collar de cuentas como guía. Si eres budista puedes usar un “mala” y si eres musulmán puede ser un “tasbih”.  Inclusive puedes utilizar un collar  cualquiera que tenga más de 80 cuentas; lo importante es tener la habilidad de usar las cuentas para no perderte o quedarte dormido en la repetición hasta terminar; es una guía que ha funcionado para diferentes religiones por milenios.

 

Las oraciones pueden ser mantras o palabras, como las mágicas que comparto:  Me acepto, Me perdono, Te invito, Te entrego, Te Permito , Te agradezco o puede ser una sola palabra  como  paz, amor, calma, tranquilidad o un nombre como el de Jesús, Jesús, Jesús, repetido hasta terminar de contar. Afirmaciones como : “Mi vida está en armonía” dichas siempre en tiempo presente y en positivo; también son poderosas.

 

Me despierto y me acuesto con las repeticiones para asegurar un dia y una noche protegida de pensamientos negativos :Remedio infalible y arma poderosa contra una mente en estado de confusión…Te ayudará..

Sharon M Koenig

Losciclosdelama.com 

 

Escribe lo que piensas

*


*